jueves, 29 de marzo de 2007

Génesis 1:28 Y los bendijo Dios

"Y los bendijo Dios, y les dijo: Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla, y señoread en los peces del mar, en las aves de los cielos, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra" (Génesis 1: 28).

Y los bendijo Dios
Las bendiciones de Dios conferidas a los seres vivientes el día anterior fueron repetidas al fin del sexto día con adiciones especiales apropiadas para el hombre. Dios "los" bendijo, no "lo" bendijo. Esto indica que la creación de Eva debe haber ocurrido antes de que terminara el sexto día y que las bendiciones y responsabilidades que les fueron conferidas fueron compartidas por ambos de igual manera.

Les dijo
Existe una diferencia entre los premios a las bendiciones de los vers. 22 y 28 que es digna de notarse. La bendición para los animales fue pronunciada en forma indirecta -"Dios los bendijo, diciendo"-, al paso que la bendición para la raza humana se presenta directamente con las palabras "les dijo". Como seres inteligentes, podían escuchar a Dios y recibir comunicaciones. Este versículo contiene la primera revelación de Dios al hombre.

Fructificad
En primer lugar, la bendición del Creador se refería a la propagación y perpetuación de la especie, bendición que nunca ha sido rescindida por Dios y que es el origen de los miles de millones de seres humanos que ahora llenan todos los continentes del mundo. La comisión divina ha sido entendida por diversos comentadores como que indicara que la reproducción de los seres humanos no debiera continuar interminablemente, sino que había de cesar cuando la tierra estuviera llena de seres humanos y de sus súbditos irracionales.

Sojuzgadla
Esta revelación también contiene instrucciones en cuanto al deber y destino del hombre de regir las obras de la creación terráquea, comisión expresada casi con las mismas palabras como las del consejo divino registrado en el vers. 26. La única diferencia es la palabra adicional "sojuzgadla", que concede al hombre el derecho de utilizar para sus necesidades los vastos recursos de la tierra, mediante labores de agricultura y minería, investigaciones geográficas, descubrimientos científicos e invenciones mecánicas.